Desempleo post cuarentena: expectativas de contratación

El golpe al empleo que significó la pandemia se puede ver a nivel global: los empleadores esperan reducir sus plantillas laborales en el trimestre que finaliza en septiembre de 2020.

El panorama no pinta bien, la mayoría de las empresas declararon no tener ninguna intención de generar nuevo empleo en medio de la incertidumbre para la economía y los negocios que provocó la pandemia. 

Los resultados revelan que la Expectativa Neta de Empleo (ENE) para este período es de -8%, lo que significa una disminución de 10 puntos porcentuales en comparación con el trimestre anterior y una merma de 9 puntos interanual. 

Además aumentó el nivel de incertidumbre que manejan los empresarios al momento de contestar. El porcentaje de respuestas "no sabe/no contesta" aumentó de 3% a 11% en empleadores que no saben qué va a pasar con su nómina.

Más del 47% de los empleadores encuestados espera que la contratación de personal retome los niveles anteriores a la pandemia del COVID-19 en los próximos 12 meses. Solo un 8% piensa que van a volver en más de un año. 

Lo que hará la diferencia será cómo desarrollen los protocolos para operar de manera segura.

Tampoco considera que esa reactivación vaya a provenir de una industria o sector en particular, sino que lo que se espera que esa futura demanda sea de un tipo particular de talentos con capacidades digitales. Lo que va a ocurrir es que una vez que se recompongan los niveles de contratación a niveles pre-pandemia, es que se requerirán competencias distintas en términos de talento, para adaptarse a la nueva normalidad.

Va a haber una rápida incorporación de procesos de digitalización. El talento que esté preparado para este nuevo mundo digital va a ser clave, tanto para los distintos puestos como para los líderes. Las conexiones remotas, por ejemplo, implican nuevas competencias blandas para poder interactuar y liderar a distancia. La empatía, la creatividad, la curiosidad, la predisposición de aprender cosas nuevas, son cada vez más importantes. Y eso se va a complementar con habilidades que haya que desarrollar en la mano de obra que las empresas ya emplean.




Fuente: Encuesta de Expectativas de Empleo de ManpowerGroup